Ahora que se acerca el final del año fiscal, es el momento de empezar a pensar en la declaración de la renta. Si eres propietario o inquilino, quizá te preguntes cómo declarar los ingresos por alquiler de tu vivienda. Aquí tienes una guía rápida para ayudarte.

Los ingresos por alquiler están sujetos a impuestos, por lo que tendrás que declararlos en tu declaración de la renta. El primer paso es calcular el total de los ingresos por alquiler del año. Esto incluye cualquier pago de alquiler que hayas recibido, así como cualquier dinero que hayas obtenido por el alquiler de habitaciones en tu casa (como a través de Airbnb).

Una vez que hayas calculado el total de ingresos por alquiler, tendrás que restar los gastos relacionados con la propiedad. Esto puede incluir cosas como los intereses de la hipoteca, el seguro, las reparaciones y los impuestos sobre la propiedad. Asegúrate de guardar los recibos u otra documentación de tus gastos para poder respaldar tus afirmaciones.

Después de restar los gastos a los ingresos totales por alquiler, la cantidad resultante es la que tendrá que declarar en su declaración de la renta. Si tiene alguna duda, asegúrese de hablar con un contable o especialista en impuestos antes de presentar su declaración.

Los ingresos por alquiler están sujetos a impuestos, por lo que es importante declararlos en la declaración de la renta. Para ello, primero calcule el total de sus ingresos por alquiler del año y luego reste los gastos relacionados con la propiedad. La cantidad resultante es la que tendrá que declarar en su declaración. Si tiene alguna duda, asegúrese de hablar con un contable o especialista fiscal antes de presentar su declaración.

Audio tutorial para empezar en la inversión inmobiliaria y empezar a generar rentas.
Para descargarte el Audio tutorial, PINCHA EN EL SIGUIENTE ENLACE.